Catetadas

Yo también puedo ser muy cateto aunque nadie me vote cada cuatro años. Hombre, no llego al nivel de muchos paisanos y paisanas mías que creen que todos los que no piensan como ellos son unos capullos de mucho cuidado. Esa es una catetada y de las gordas.

Jamás conviene confundir al cateto con el lugar donde reside ni meterlo en un mismo saco con el resto de habitantes. Mucho menos cuando el que mete la pata y la aprieta hasta el fondo es un politicucho que vive arropado bajo la cálida manta del nacionalismo. Qué cómodo es gritar bajo cualquier bandera.

Sé que las palabras de Artur Mas fueron sacadas de contexto y que en ambos países (España y Catalunya) el periodismo y la calle se nutren constantemente de ello. Fíjate que a veces nos parecemos demasiado. Pero es que estas palabras del President no tienen sentido, ni coherencia, ni gracia en ningún contexto. Además de mala baba están llenas de ignorancia y oportunismo.

Ya sabemos que en todas partes cuecen habas. Y como yo no soy mucho de hablar de política porque la vida es corta y mejor dedicarla a las personas que tienen algo que decir y que ofrecer, tengo un tocayo que sabe más que yo y que lo escribe así de bien en el diario Público.

Por qué habla tan rápido el andaluz, artículo de Juan José Téllez en Público 

Afegiría poc més, però potser hi ha algun politicucho que no m’entén. I si no se’m veiés el cartón, ara mateix em llevaria el barret, payos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s